El Clafoutis -clafutís- es un postre fácil de elaborar, exquisito de sabor y de un aspecto digno de las mejores mesas. Se puede elaborar prácticamente con cualquier tipo de fruta en función de la temporada y su disponibilidad, si bien la receta original -que proviene del Limoussin, región del centro sur de Francia- se elabora tradicionalmente con cerezas.